Martes 14 de Julio de 2020

Transmisión en vivo
Play

Sin transmisión

Agenda del día
Sin Actividades Legislativas

TEMA
DEL DÍA

AL INSTANTE

Noticias

Principal / 

APRUEBA ALDF LEY PARA LA PROMOCIÓN DE LA CONVIVENCIA LIBRE DE VIOLENCIA EN EL ENTORNO ESCOLAR



14 de Abril de 2015

Boletín # 086

• Secretaría de Educación local coordinará acciones para fomentar la cultura de prevención

• Se expedirá un certificado a instituciones que demuestren estar libres de violencia.


La Asamblea Legislativa del Distrito Federal aprobó por unanimidad el proyecto de decreto a través del cual se modifica la Ley para la Promoción de la Convivencia Libre de Violencia en el Entorno Escolar, con la finalidad de regular la expedición de certificaciones a las instituciones, públicas y/o privadas, que garanticen contar con las medidas necesarias para prevenir el acoso escolar.

Con 39 votos a favor y 0 en contra, los legisladores aprobaron modificaciones a las fracciones XVI y XVII al Artículo 16 y adiciones a la Fracción XVIII al Artículo y un título Cuarto dedicado a la Certificación de Escuelas Libres de Violencia de dicha Ley.

El dictamen presentado por las Comisiones Unidas de Educación y de Salud y Asistencia Social, mandata a la Secretaría de Educación local coordinar las acciones necesarias para fomentar la cultura de prevención de la violencia entre la comunidad estudiantil y la sociedad en general, así como expedir la certificación libre de violencia escolar a las instituciones que demuestren estar provistas de medidas eficientes para garantizar que son espacios libres de violencia.

Dicha constancia documental tendría vigencia por el tiempo que dure el ciclo escolar y sería expedida anualmente luego de que la Secretaría de Educación reciba, analice y evalúe la información proporcionada sobre cada escuela.

Asimismo, la lista de instituciones acreditadas, así como de las que poseen recomendaciones pendientes por cumplir, deberá ser publicada cada año, en el mes de febrero, antes del período de inscripciones, a fin de tener un registro de las escuelas que están debidamente certificadas.

Al fundamentar el dictamen, la diputada del PRD, Yuriri Ayala Zúñiga, presidenta de la Comisión de Educación, dijo que es indispensable contar con diversas acciones que motiven a las escuelas, directivos, profesores, alumnos y padres de familia a generar y participar en proyectos y programas que permitan capacitarse en la protección de los derechos humanos, para lo cual, consideró, se requiere dar seguimiento y evaluar constantemente un clima de seguridad, así como una eventual rectificación.

Dejó claro que con la presente iniciativa se pretende establecer en la Ley para la Promoción de la Convivencia Libre de Violencia en el Entorno Escolar del DF, mecanismos que hagan las veces de acción preventiva para proteger a las y los estudiantes del acoso escolar, fenómeno que según evidencias científicas, causa estrés e incapacidad emocional, lo cual impide que las potencialidades físicas, académicas y emocionales se desarrollen óptimamente.

El documento refiere estudios realizados por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) en los que se señala que nuestro país se sitúa en el primer lugar de la escala internacional sobre casos de acoso escolar o bullying, pues 7 de cada 10 estudiantes a nivel secundaria afirman haber sufrido, por lo menos, una agresión en alguna etapa de su vida escolar.

Asimismo, destaca lo señalado por la Comisión Económica Para América Latina y el Caribe (CEPAL) respecto a que el 11 por ciento de los estudiantes mexicanos que cursan la educación primaria han robado o amenazado a algún compañero; mientras que el Instituto Mexicano de Prevención Integral A.C (IMEPI) ha calculado que la población infantil de México que cursa ese grado de estudios asciende a 25 millones de niños, de los cuales 2.5 millones se perfilan como agresores en potencia cuando lleguen a la edad adulta.

La legisladora estimó indispensable considerar a los niños como principales promotores de los derechos y obligaciones como seres humanos para evitar la violencia escolar, así como para fortalecer los valores, la identidad y un entorno escolar saludable. “De este modo, realizar tareas de prevención resulta indispensable para evitar que la espiral ascendente de la violencia impere en las generaciones de menores y adolescentes como algo cotidiano”, apuntó.