Viernes 14 de Agosto de 2020

Transmisión en vivo
Play

Sin transmisión

Agenda del día
Sin Actividades Legislativas

TEMA
DEL DÍA

AL INSTANTE

Noticias

Principal / 

AVANZA DF CONTRA LA VIOLENCIA FAMILIAR CON REFORMA A LEY DE ASISTENCIA Y PREVENCIÓN EN LA MATERIA



30 de Abril de 2015

Boletín # 152

• Se delimitaron las funciones del Consejo de Asistencia y Prevención de la Violencia Familiar. Su denominación cambia para ser un órgano de evaluación, vigilancia y cumplimiento de la ley

• Destaca la prohibición expresa de conciliar o mediar la violencia familiar contra las mujeres, niñas, niños y adolescentes, y en los casos previstos como delitos investigados de manera oficiosa


Con el propósito fundamental de dar una atención más personalizada y especializada para atacar y prevenir la violencia familiar, el Pleno de la Asamblea Legislativa aprobó el dictamen que presentó la Comisión para la Igualdad de Género con proyecto de decreto que reforma la Ley de Asistencia y Prevención de la Violencia Familiar.

A nombre de las Comisiones Unidas de Desarrollo Social y de Atención a Grupos Vulnerables, la diputada local del Partido de la Revolución Democrática, Rocío Sánchez Pérez, expuso que luego de un análisis sobre los alcances de esta ley se concluyó la necesidad de ampliar los beneficios a aquellas personas que tengan o hayan tenido relación o convivencia con la misma y que sufran, o hayan sufrido y se encuentren en situación de riesgo por motivo de la agresión ejercida contra otro u otra integrante de la familia o receptor o receptora de violencia.

“Lo que se busca es ampliar el alcance de la atención diferenciada colocando especial énfasis en la identificación de riesgo en el que se encuentre la víctima y la solicitud de las medidas de protección, la prevención en diferentes niveles, buscando en todo momento garantizar la seguridad e integridad de las mujeres y niñas, así como de cualquier víctima directa o indirecta”, resaltó.

Por ello, dijo, con la finalidad de crear mejores mecanismos para abordar el problema de la violencia familiar se delimitaron las funciones del Consejo de Asistencia y Prevención de la Violencia Familiar, cambiando su denominación a Consejo para la Asistencia, Atención, Prevención, Sanción y Erradicación de la Violencia Familiar, como un órgano de evaluación, vigilancia y cumplimiento de la ley, buscando la coordinación con los mecanismos análogos.

Otro mecanismo que destaca, agregó, es la prohibición expresa de conciliar o mediar la violencia familiar contra las mujeres, niñas, niños y adolescentes, y en los casos previstos como delitos investigados de manera oficiosa, según el Código Penal para el Distrito Federal.

La Legisladora local Rocío Sánchez Pérez mencionó que la propuesta retoma la preocupación notoria para el Comité de expertas y expertos del mecanismo de seguimiento de la implementación de la convención Belén Do Pará, al haber identificado métodos que no se pueden aplicar para casos de violencia, al no dar cabida a negociación alguna cuando se han vulnerado derechos fundamentales. Dicha conciliación no debe ser usada previo ni en ninguna etapa a un proceso legal y de acompañamiento a las mujeres víctimas.

Esta preocupación, detalló, se fundamenta en la perspectiva de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos al recalcar que este delito no es negociable, debido a que las partes involucradas no se encuentran en igualdad de condiciones de negociación.

La encuesta ENDIREH de 2011, comentó, mostró que el 52 por ciento de mujeres señalaron haber sido víctimas de violencia por parte de su actual o último esposo o pareja a lo largo de su relación. Y señaló que en el DF, 5 de cada 10 mujeres han sufrido algún tipo de violencia y sólo 1 de cada 10 ha denunciado el hecho ante alguna autoridad. Dando una clara muestra de una cultura de la no denuncia, así como la falta de visibilidad de la agresión.

“Los tipos de violencia que más sufren las mujeres en orden prelatorio son: la violencia emocional, económica, física, sexual y psicológica. La persona agresora principalmente fue el cónyuge, pareja o novio, con un 71.9 por ciento, otro pariente con el 11.1 por ciento, el padre con el 5.9 por ciento y la madre con el 4.3 por ciento, expuso la diputada local.

Además, recordó que la Secretaría de Desarrollo Social del Distrito Federal informó que de diciembre de 2012 a diciembre del 2013 se atendió a más de 100 mil personas que padecen violencia por medio de atención psicológica, asesoría jurídica y servicio social en las 16 unidades de atención y prevención de la violencia familiar, las UAPIF. Las unidades de atención con más número de usuarios y usuarias fueron las ubicadas en las delegaciones Iztapalapa, Cuajimalpa y Miguel Hidalgo.

La diputada local del GPPRD informó que esta propuesta tuvo como principal base de información la reforma constitucional en materia de derechos humanos, realizada el 10 de junio de 2011, donde se reconoce explícitamente la progresividad de los derechos humanos mediante la incorporación del principio pro persona como rector de la interpretación y aplicación de las normas jurídicas.

Asimismo, se consideró de manera fundamental el derecho de las mujeres y niñas a una vida libre de violencia, derecho que se encuentra estipulado en una serie de instrumentos legales a nivel internacional y nacional, de los cuales destacan la Convención para la Eliminación de todas las Formas de Discriminación Contra la Mujer, la CEDAW, y su protocolo facultativo; la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia Contra la Mujer, Belem do Pará; la Ley General para la Igualdad entre Mujeres y Hombres; la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia.

Resaltó que en el ámbito local en la Ciudad de México destacan por su importancia en materia de los derechos humanos de las mujeres, la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia del Distrito Federal, la cual entró en vigor el 8 de marzo de 2008, así como la Ley de Igualdad Sustantiva entre Hombres y Mujeres en el Distrito Federal que entró en vigor el 15 de mayo de 2007, así como leyes de protección especial.