Martes 25 de Febrero de 2020

Transmisión en vivo
Play

Sin transmisión

Agenda del día
Sin Actividades Legislativas

TEMA
DEL DÍA

AL INSTANTE

Noticias

Principal / 

LA POLÍTICA DEL APORTE DE GABRIEL MARIOTTO SERÁ EMPLEADA EN LA ALDF: POLIMNIA ROMANA



28 de Marzo de 2014

Boletín # 095

• Las políticas de la Ley de protección a los menores, que se trabajó junto con el gobierno de la ciudad, es un ejemplo de otra forma de hacer política a favor de la ciudadanía, “es una política del aporte”, dijo la diputada

• Se pronunció por la democratización de los medios, y explicó que su experiencia en Argentina fue que durante el análisis, debate y redacción del anteproyecto de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (LSCA), se gestaron una nueva forma de legislar

• “La participación directa de miles de ciudadanos, organizaciones del pueblo, empresas del sector, perfeccionaron el texto y dieron una contundente legitimidad a la norma sancionada”, Gabriel Mariotto

En conferencia de prensa, la diputada del PRD, Polimnia Romana Sierra Bárcena, presidenta del Comité de Asuntos Interinstitucionales de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, afirmó que la presencia de Gabriel Mariotto será bien aprovechada en las políticas públicas de este órgano legislativo, ya que su método, “La política del aporte”, es más necesaria que nunca en este país.

Recordó que hace un año visitó la provincia de Buenos Aires, en el Segundo Plenario de Políticas Públicas, donde comprobó cómo “sí” se puede realizar política desde otra perspectiva, “he recorrido gran parte de los municipios y comunidades de este país, siempre llevando un mensaje de esperanza para aquellos que viven en carne propia los estragos de la terrible desigualdad y de la nula posibilidad de cambiar su realidad, pero sólo llevábamos un mensaje de esperanza”, señaló la asambleísta.

Indicó que presenció cómo el 28 de febrero del 2013, 8 mil jóvenes se inscribieron en ese gran foro, los foros de la Ley de Medios impulsada también por Mariotto. Durante horas –dijo- los jóvenes divididos en carpas y mesas por temas, debatieron con legisladores, ministros y representantes de organizaciones civiles. El objetivo, era coincidir, hacer a un lado las diferencias y concluir todos juntos en el mismo proyecto de ley o un decálogo de acciones de gobierno.

A lo anterior, indicó Romana Sierra, Gabriel Mariotto lo llamó “la política del aporte”, es cuando el pueblo aporta y se le reconoce.

Derivado de esta influencia, es como se ha empezado a trabajar por un sistema de acogimiento familiar, “lo que ya hablábamos de la contención del niño dentro del núcleo familiar, cualquiera que haya sido lo que lo haya llevado a una situación de riesgo, una situación de vulnerabilidad, contenerlo en el núcleo familiar es prioridad y lo concluyeron en una de las plenarias”.

Indicó que hoy Argentina ha dejado atrás la dictadura para caminar dinámica, sensible y demostrando capacidad transformadora. México, en cambio, “está estrenando dictadura, neodictadura fortalecida con reformas privatizadoras y apostando por un crecimiento económico basado en la premisa de hacer a los ricos más ricos y a los pobres más miserables”.

“Desde 1997, la Ciudad de México es nuestro voto y salvavidas. Aquí los viejos viven dignamente, han sido los consentidos por más de 10 años, aquí las mujeres somos dueñas de nuestro cuerpo, el amor es libre y gracias a la voluntad del Jefe de Gobierno por primera vez estamos invirtiendo correctamente en nuestro futuro, como metrópoli, al darle a las niñas y los niños una Ley de Atención a Primera Infancia y la cartilla de 0 a 6 que beneficia a más de 800 mil niños en la Ciudad de México”, sostuvo Polimnia Romana.

Afirmó que tenemos razones de sobra para estar orgullosos de nuestra ciudad y también razones de sobra para exigir al Congreso de la Unión entregue de una vez por todas la Reforma Política para la Ciudad de México.

Por último, afirmó que Latinoamérica es el resultado de una gran lucha y que tenemos la responsabilidad de la integración. “La globalización esconde un abismo de diferencia de clases inmenso y la integración es imprescindible para la permanencia”.

Por su parte, el diputado federal Fernando Zárate, afirmó que en la ciudad de México, su gobierno, legisladores locales y federales, han fomentado los procesos de participación, conocidos como comités ciudadanos, los consejos delegacionales y, sobre todo, la participación y formación de leyes parte a través de una serie de discusión con los vecinos, “eso es parte de lo que Mariotto llama La Política del Aporte”.

En ese sentido, agregó que como parte de esa política se ha dado la recuperación de espacios públicos, como han sido en la Roma, El Centro Histórico o La Alameda, donde también se implementan programas sociales y del cuidado del medio ambiente, como es Ecobici, pero todo ello, sostuvo, se ha dado por una ciudadanía organizada y participativa, lo que indudablemente marca la diferencia de la Ciudad de México con otras entidades, la inclusión social en las políticas y leyes de gobierno.

Por su parte, Gabriel Mariotto, afirmó que el concepto de la integración latinoamericana es vital, ya que es la oportunidad que se tiene de “industrializarnos, la oportunidad que tenemos de formar nuestros ciudadanos para que se involucren con el aparato productivo de cada región, el valor agregado a la producción primaria, el intercambio comercial planificado, racional, que nos permita planificar ese crecimiento”.

Es fundamental, dijo, para nosotros entender a América Latina desde México, lograr el concepto de integración, el desarrollo que tiene esta ciudad, este país, para que junto con Brasil, junto con la energía que tiene Venezuela, junto con la capacidad del cobre chileno, de la minería de Bolivia y del campo argentino, se ponga en marcha un proyecto que pueda superar “el diseño imperial de condenarnos a ser los patios traseros que compran sólo los productos que ellos fabrican!”, afirmó.

Se pronunció por la democratización de los medios, y explicó que su experiencia en Argentina fue que durante el análisis, debate y redacción del anteproyecto de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (LSCA), se gestaron una nueva forma de legislar. La participación directa de miles de ciudadanos, organizaciones del pueblo, empresas del sector, perfeccionaron el texto y dieron una contundente legitimidad a la norma sancionada.

Indicó que durante casi ocho meses, la sociedad argentina en su totalidad, por ser la comunicación audiovisual materia federal, fue incluida en el proceso de planificación de su funcionamiento en todo el territorio. “La universalidad del objeto interpelaba por sí a todos los sectores y, con especial énfasis, a aquellos deliberadamente excluidos durante 26 años (la LSCA fue sancionada el 10 de octubre de 2009).

En ese sentido, indicó que la irrupción de la ciudadanía en la mesa chica de la comunicación empresarial privada fue el motor que permitió el cambio de paradigma: pasar de la comunicación-mercancía a la comunicación-derecho humano.

“Demostrando, una vez más, que la democracia real no existe por la evolución natural, sino que se construye mediante luchas y conflictos. Las condiciones de posibilidad de lo pensable no son fruto del aséptico debate académico, sino conquistas de los pueblos a través de la política”.

Gabriel Mariotto sostuvo que el objetivo es sostener la posibilidad de una mayor participación y un rol activo de la ciudadanía en la actividad legislativa.


--o0o--